¿Se puede decolorar el cabello ya decolorado o podría ser peligroso?

  • Si, se puede decolorar un cabello ya decolorado
  • Entre una sesión de decoloración y la siguiente conviene esperar entre 2 y 3 semanas
  • Una vez, que hayan pasado esas semanas, deberás evaluar el estado de tu cabello para asegurarte que pueda soportar esta segunda sesión de decoloración
  • Si tu cabello no está en buenas condiciones, no podrás volver a decolorarlo, porque te arriesgas a quemarlo y dañarlo para siempre

 

rubio platinado

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: ¿Cómo usar aceite de coco antes de decolorar el cabello?

 

Lamentablemente, y en parte por el auge de las redes sociales, la decoloración ha pasado de ser un proceso químico agresivo, a algo que puedes realizar fácilmente en tu casa y sin ningún tipo de riesgo.

Pero créeme, esa no es la verdad.  La realidad que es que por cada cinco cabellos decolorados en el hogar, dos de ellos terminan con daños severos. 

 

Así que no te dejes engañar.

La decoloración, de fácil y de inocente, no tiene nada. Porque estamos hablando de un proceso químico, que se realiza en la parte interna del cabello.

Y una vez que esa parte está dañada, repararla es imposible. Por eso, ante un cabello sobreprocesado y quemado, la única solución es cortarlo, para eliminar la parte dañada.

Entonces, ¿puedes volver a decolorar tu cabello decolorado?

 

 Sí puedes volver a decolorar tu cabello, pero con mucha precaución. Y siendo honesta contigo misma. 

 

  • El primer paso, es respetar que entre cada sesión de decoloración hayan pasado por lo menos, tres semanas. Y en esas tres semanas, ocuparte de tu cabello como si te ocuparas del Santo Grial.
  • Y el segundo paso, es enfrentarte a la verdad. ¿Cómo está tu cabello después de esas dos semanas? ¿Está fuerte o notas que se quiebra cuando está húmedo, por ejemplo?

 

 Si tu cabello está maltratado, seco u opaco después de la primera decoloración, no podrás volver a decolorarlo.  No importa cuánto lo desees. No importa si a tu prima le quedó perfecta la segunda decoloración, aún cuando tenía el cabello rogando hidratación.

No debes decolorarlo. Y si lo haces, afronta las consecuencias, que por supuesto, serán muy desagradables.

También es importante que sepas cuántos volúmenes de peróxido utilizar.

 

Antes de seguir, por favor, dime la verdad, ¿estás dispuesta a aceptar mis consejos?

Entonces si aceptas, sigue leyendo, porque te contaré:

  • Cómo evaluar el estado de tu cabello entre la primera y segunda sesión de decoloración
  • Peróxido de cuantos volúmenes usar en la segunda decoloración
  • Como preparar tu cabello decolorado para soportar una nueva decoloración

 

Si no estás dispuesta a aceptar mis consejos, entonces adelante, y arriésgate a engrosar el número de las estadísticas de mujeres que quemaron su cabello por volverlo a decolorar una y otra vez. Tú eliges.

 

Cómo evaluar el estado de tu cabello entre la primera y segunda sesión de decoloración

mano mostrando cabello

¿Sabes que ocurre durante una decoloración?

Las fibras capilares se rompen para poder expulsar el color, quedando abiertas y porosas.

 

Por eso,  si quieres saber si tu cabello soportará otra decoloración, debes evaluar varios aspectos de tu cabello, por ejemplo, la textura. 

 

  • ¿Tu cabello está áspero al tacto?

Si es así, significa que tu cabello está seco o maltratado como consecuencia de la decoloración. Entonces, necesitarás repararlo.

 

  • ¿Tu cabello está en un tono naranja, amarillo pato o casi blanco?

Esto es muy importante, la resistencia de tu cabello dependerá del tono al que hayas llegado con la primera decoloración.

 

Es decir, un cabello naranja implica que no pasó por tantas decoloración o al menos, no fueron extremadamente agresivas.

Si tu cabello está amarillo pato, significa que se decoloró al menos dos veces.

Y si tu cabello está casi en un tono blanco, ha soportado una innumerable cantidad de decoloraciones o dos que fueron muy agresivas.

 

  • ¿Estás segura que tu cabello decolorado tiene las proteínas suficientes para tolerar una decoloración más?

Para estar absolutamente segura de esto, deberás realizar una prueba de resistencia de la fibra capilar. ¡No pongas cara de cansancio! Después de todo, estamos hablando de tu cabello.

 

Además, esta prueba es muy sencilla de hacer:

  • Agarra un cabello del cepillo y enróllalo entre dos dedos
  • Tira hacia extremos opuestos

 

Si tu cabello resiste durante unos cuantos minutos, significa que aún tiene proteínas y está fuerte como para una sesión de decoloración más.

Si tu cabello se corta inmediatamente, ¡malas noticias! No podrás decolorarlo nuevamente, porque perdió todas las proteínas fundamentales.

 

Separa un mechón  de cabello de la parte trasera de tu cabeza y aplica la mezcla de peróxido de 30 volúmenes y polvo decolorante. Deja actuar la mezcla por 20 minutos y enjuaga.

 

Si tu cabello conserva la textura y lo puedes peinar perfectamente, podrás decolorar tu cabello nuevamente.

Si tu cabello se enreda con facilidad, se pone gomoso y no lo puedes peinar, no debes volver a decolorar tu cabello porque se cortará o quemará.

Todas estas pruebas, determinarán el veredicto, entonces:

  •  Si tu cabello está áspero al tacto, en color naranja y puedes peinarlo luego de efectuar la prueba del mechón, puedes decolorar. 
  •  Si tu cabello está casi blanco y al probar la resistencia de la fibra se cortó inmediatamente, no puedes aplicar otra decoloración. 

 

Supongamos que las pruebas de resistencia de tu cabello decolorado, salieron positivas. Entonces, podrás volver a decolorarlo. Pero, ¡espera, no tan rápido!

Aún faltan algunas consideraciones que debes tener en cuenta, como por ejemplo, la cantidad de volúmenes de peróxido que debes utilizar.

 

Peróxido de cuantos volúmenes usar en la segunda decoloración

Y aquí es fundamental que sepas una regla básica de la coloración: los volúmenes de peróxido se suman.

Por ejemplo, si preparas la mezcla decolorante con peróxido de 30 volúmenes y le agregas un poco de peróxido de 20 volúmenes, estarás aplicando en tu cabello una mezcla decolorante de 50 volúmenes.

 

Lo mismo sucede cuando se decolora el cabello dos veces:

  • Si en la primera decoloración utilizaste peróxido de 40 volúmenes, en la siguiente decoloración, debes usar peróxido de 20.
  • Si tu cabello ya está decolorado y usaste peróxido de 30, la próxima decoloración debe ser con peróxido de 30.

 

Muchas mujeres aplican la decoloración con peróxido de 30 volúmenes y al no alcanzar el tono deseado, realizan una segunda decoloración con peróxido de 40 volúmenes.

Si sumamos los volúmenes de peróxido, el cálculo da 70. ¿Te imaginas la destrucción capilar que se produce en ese cabello?

 

 Lo ideal es, decolorar el cabello con 30 volúmenes, hidratarlo durante al menos dos semanas, y luego aplicar otra decoloración de 30 volúmenes. 

 

También puedes tomar otros recaudos, como por ejemplo:

  • Cuando mezcles el peróxido y el polvo decolorante, puedes agregar 10 gotas de aceite de coco o argán.
  • También puedes agregar a la mezcla, un acondicionador o crema hidratante de keratina.
  • Y siempre es conveniente que elijas peróxido en crema, ya que algunas marcas incluyen aceites y aloe vera para proteger el cabello.

 

Por fin, llegamos a una de las partes más importantes: la recuperación de la salud capilar.

Porque por más que tomes todos los recaudos necesarios, tu cabello sufrirá tanto en la primera como en la segunda decoloración.

 

Como preparar tu cabello decolorado para soportar una nueva decoloración

para uso diario

Después  de la primera decoloración, no te duermas en los laureles, y comienza inmediatamente con la hidratación de tu cabello.

  • Utiliza aceites reparadores de puntas, que se aplican en las zonas más castigadas por el proceso químico.
  • Aplica mascarillas hidratantes con calor, puedes utilizar el secador de pelo o un gorro térmico.
  • Elije cremas de textura pesada, ya que este tipo de cremas con aceite de almendras, keratina y coco repararán la textura de tu cabello.
  • Hidrata tu cabello constantemente con agua micelar, de esta manera tu cabello absorberá los minerales que ayudan a la reparación

 

Puedes ir probando un método a la vez. Lo importante es que lo realices durante tres días, dejes descansar tu cabello un día, y comiences otros tres días con un nuevo método.

 

Conclusiones

  • Lo importante antes de decolorar nuevamente tu cabello, es que hayan transcurrido dos o tres semanas, entre una decoloración y la otra.
  • En esas semanas, aprovecha para nutrir profundamente tu cabello con mascarillas de hidratación profunda.
  • Y siempre antes de volver a decolorarlo, realiza la prueba del mechón, para evaluar la textura y fuerza de tu cabello.
  • Si tu cabello decolorado aún muestra signos de daño o rotura, no podrás decolorarlo nuevamente.

¿Qué dice tu cabello decolorado? ¿Resistirá una segunda decoloración?

Deja Tu Comentario

Elige el mejor color para TU cabello con este test

Elige el mejor color para TU cabello con este test