¿Se puede mezclar tinte semi permanente con permanente?

marrón con reflejos rojizos

¿Está pasando por tu cabecita la idea de mezclar un tinte permanente con uno semipermanente?

 

Ni se te ocurra, porque los resultados pueden ser desastrosos.

Nunca debes mezclar el tinte semipermanente con la permanente, porque:

  • Las composiciones químicas de ambos tintes son completamente diferentes. 
  • El tinte semipermanente actúa en el cabello de forma muy distinta a la que actúa el permanente.

 

Y todo esto, lo comprobé yo misma en mi cabello.

Y fue por culpa de esas circunstancias en las que para solucionar un problema, utilizas las cosas que tienes a mano.

 

Yo hace años que me tiño el cabello con un castaño claro de tinte permanente.

En cambio, mi hermana, utiliza tintes semipermanentes, porque no quiere aplicar en su cabello productos con amoníaco y peróxido.

 

Como tengo el cabello corto, siempre uso la mitad del envase para teñir mi cabello, por lo que guardo la otra mitad para el mes siguiente.

Pero hace dos meses, cuando fui a buscar el tinte para pintar mi cabello, descubrí que la cantidad no era suficiente. Pensé que el mes anterior, tal vez había utilizado una cantidad mayor.

 

Observé que mi hermana, tenía un tinte semipermanente celosamente guardado en el vanitory del baño.

Entonces, me fijé que tonalidad era, y salté de alegría, porque era un castaño.

 

 Decidí mezclar el tinte permanente que yo tenía con algo de su tinte semipermanente. 

Claro que podía haber ido a comprar más del mío, pero estaba apurada, ya que en algunas horas tenía que estar lista para ir a una fiesta con mis amigas.

Así que muy suelta de cuerpo mezclé los dos tintes.

 

A primera vista, todo fué bien. Fui a la fiesta y el color se veía igual que siempre.

Pero, después de cuatro lavados mi castaño era cualquier cosa menos castaño.

 

 En realidad, seguía siendo castaño, pero en algunas zonas de mi cabello se veía castaño claro y en otras, castaño oscuro. 

Eso puede quedar muy bien si tienes unas mechas balayage hechas a propósito en tu cabello, pero cuando no están bien distribuidas, esa diferencia de tonalidad en tus mechones, es un verdadero desastre.

 

Y la única explicación que encontré para que eso ocurriera, fue la mezcla de los dos tipos de tinte. Cuando le conté a mi hermana lo que había hecho, le dio prácticamente un ataque de risa.

Y cuando las risotadas dejaron de resonar en la habitación, se puso seria y me explicó al pie del detalle por qué no era conveniente mezclar las tinturas permanentes y semipermanentes.

 

Así, que si no quieres que tu cabello quede con un estilo “cebra”, quédate conmigo, porque te contaré por qué en este caso, las mezclas no son tan buenas.

 

 

Por qué no se deben mezclar los tintes permanentes con los semipermanentes

agente blanqueador

Los tintes permanentes y semi-permanentes son como el agua y el aceite.

Su composición química es tan, pero tan distinta, que es imposible mezclarlos para formar uno solo.

 

Su función es depositar el color en la superficie del cabello, funcionando casi, casi, como una capa transparente.

 

  • A diferencia del tinte permanente, el color semipermanente no penetra en el tallo del cabello, simplemente altera el tono del cabello, aunque no logrará aclararlo ni cubrirá las canas ni cambiará tu color de cabello.

¿Recuerdas que hace algunos momentos te dije que cada cosa es creada con un objetivo diferente?

¿Cuáles serían entonces los objetivos de los tintes semipermanentes?

 

Fácil.

Un tinte semipermanente:

  • Deposita un color sobre el cabello rubio o aclarado.
  • Disimula las canas, pero no las cubre.
  • Refresca el color del cabello desteñido.
  • Corrige un color en los reflejos que se hayan destonificado, por ejemplo, cobrizo o ceniciento, para mezclarlos con el color base del cabello.
  • Agrega brillo y restaura el brillo del cabello opaco y dañado.

 

Por lo tanto, como este tinte solo queda en la parte superficial del cabello, y dependiendo de la salud y la porosidad del pelo, solo dura entre cuatro a diez lavados, antes de desaparecer gradualmente.

 

¿Qué ocurre con los tintes permanentes?

Son completamente distintos a los semipermanentes.

 

  • Porque hacen precisamente lo que dice su nombre: cambian permanentemente el color de tu cabello.

Y esto lo consiguen gracias a su fórmula química, porque deberás mezclar el revelador, que será el que abra abre las cutículas, parte interna del cabello,  para depositar el tinte en el interior. La cutícula se vuelve a sellar, evitando que el color se escape.

 

  • El tinte permanente del cabello no se desvanecerá gradualmente, por lo que siempre verás una diferencia entre el nuevo crecimiento y el cabello teñido.

Además, y debido a sus propiedades químicas, puede aclarar u oscurecer el cabello y tiene el poder de cubrir las canas completamente.

¿Quieres conocer otra diferencia?

 

  • El color permanente cabello dura indefinidamente porque altera permanentemente la estructura de color del cabello.

Entonces, las principales diferencias entre los dos tintes es que el color semipermanente no abre el tallo del cabello antes de agregar color, y el permanente sí lo hace.

 

 Así como no puedes mezclar el agua y el aceite, porque por sus propiedades químicas son incompatibles, lo mismo ocurre con los tintes permanentes y semipermanentes. 

Puedes mezclarlos, si lo deseas, pero no lograrás lo que buscas.

Y eso fue lo que me pasó a mí.

 

Al mezclar los dos tipos de tintes, hubo sectores de mi cabello, donde actuó el peróxido del tinte permanente, pero en otros no.

¿Resultado?

 

El color se desvaneció en forma despareja, por lo que después de algunos lavados, algunos mechones se veían de una tonalidad diferente.

¿Cómo lo solucioné?

 

Conclusiones

Simplemente, salí corriendo a la perfumería y me compré un tinte permanente, que cubrí completamente, esos mechones que se veían más claros.

¿Lo malo?

 

Que después de mezclar los dos tintes, y como los resultados fueron un desastre, tuve que volver a teñir mi cabello en menos de quince días.

Lo que resecó un poco mi cabello. Por lo que tuve que realizar un tratamiento intensivo de hidratación.

Entonces comprendí algo.

¿Recuerdas cuando íbamos al colegio y aprendimos la propiedad de la conmutatividad en las sumas y las multiplicaciones?

 

Por si no lo recuerdas, refresco tu memoria: “el orden de los factores no altera el producto”.

En el caso de la suma del tinte permanente con el semipermanente, más allá del orden, sí se altera el producto.

Por lo tanto, no conseguirás los mismos resultados.

 

Ahora ya sabes, mezclar tinte semipermanente y permanente, no te servirá de absolutamente nada, y puedes terminar con el cabello con diferentes tonalidades.

Deja Tu Comentario

Elige el mejor color para TU cabello con este test

Elige el mejor color para TU cabello con este test