¿Queda bien la permanente en espiral en pelo largo? ¿Y en pelo corto?

bigudies en espiral

Dime la verdad, ¿alguna vez te ha pasado que te piden un consejo y finalmente terminan haciendo lo que quieren?

 

A mí sí, y me sucede muy a menudo en la peluquería.

Las clientas vienen con una idea fija y no hay ni diez mil dioses que las convenzan de que no es lo que más les conviene.

 

  • Por eso, si estás pensando en hacerte una permanente en espiral y tienes el cabello largo, puedo confirmarte que es una muy buena idea. Porque le darás a tu cabello mucho más volumen y más vida.
  • Ahora, si tienes el pelo corto, una permanente en espiral, no es la mejor idea. Porque tu cabello corto, parecerá mucho más corto, y puede llegar a parecer una verdadera cabeza de medusa.

¿Acabo de tirar por tierra tus ilusiones de lucir una cabellera corta con rulos en espiral?

 

Más vale una pequeña decepción antes de accionar, que lamentarte en el espejo seis meses seguidos.

Como dice mi madre, ¡no mates al mensajero! La idea es que hagas lo mejor por tu cabello y tu aspecto.

 

 Porque una vez que colocas la solución permanente, no hay marcha atrás. El proceso no podrá pararse, aunque laves tu pelo diez veces en una hora. 

Una vez que la solución permanente actuó, el patrón interno fue modificado, y deberás esperar al menos seis meses, para recobrar la forma natural de tu cabello.

¿Todavía no te convences?

 

Bueno, te contaré dos casos. Y finalmente, podrás tomar tu decisión.

Porque soy de las personas que defienden a rajatablas el libre albedrío, aunque muchas veces no hagamos un uso correcto de él.

 

Por eso, hoy te contaré:

  • Caso Paula: permanente en espiral en pelo largo
  • Caso Mónica: permanente en espiral en pelo corto

 

¿Preparada para tomar la decisión correcta?

 

 

De pelo largo sin vida a unos rizos de película gracias a la permanente en espiral

ondas con forma de espiral

Todavía me acuerdo el día que Paula entró en el salón por primera vez.

Su sonrisa y su alegría me dijeron que a partir de ese momento comenzaríamos una larga relación. Y no me equivoqué.

Paula es clienta mía desde hace seis años. Y eso, hoy en día, es mucho, porque la competencia es cada vez mayor. No solo entre los salones, sino también se agregan todos los tratamientos capilares caseros que inundan el mercado.

 

Ese día, Paula llegó con un deseo: decirle adiós a su cabellera larga y lacia.

Pero no quería cortarse el cabello, buscaba volumen y darle un aspecto más gracioso.

 

 Después de examinar su cabello durante veinte minutos, llegué a la conclusión de que podíamos hacerle una permanente en espiral. 

Cuando se lo mencioné, me contestó que no sabía muy bien lo que significaba una permanente en espiral.

 

Así que sin dudarlo, le mostré una foto de Nicole Kidman, cuando protagonizó junto a Tom Cruise la película “Días de trueno”.

¡Ya sé lo que estarás pensando! “Claro, con la cara de Nicole Kidman, cualquier cambio de look queda bien.”

 

Es verdad que Nicole tiene un rostro precioso, pero en el caso de Paula, no tenía nada que envidiarle.

Sus ojos almendras y vivaces revelaban pura vitalidad, vitalidad que yo quería llevar a su pelo.

Para mi alegría, Paula aceptó mi sugerencia.

 

Le informé que debíamos realizar un pequeño corte de pelo en capas, ya que esto nos permitiría jugar con rizos en diferentes dimensiones.

¿Quién puede resistirse a los rizados tirabuzones que hacen que una permanente en espiral sea tan romántica y juguetona?

 

 A diferencia de las otras permanentes que se envuelven en diferentes anchos de bigudíes y se fijan horizontalmente, se crea un conjunto en espiral envolviendo largas secciones verticales del cabello, en bigudíes no muy grandes, pero tampoco demasiado pequeños. 

 

Así que me puse manos a la obra.

Enrollé firmemente cada una de las secciones del cabello alrededor de los bigudíes, desde la parte inferior hasta la parte superior.

Después, ya llegó el turno de colocar la solución permanente y el neutralizante.

Tres ahora después…¡la magia estaba hecha!

 

  • Paula parecía realmente otra persona, que podría llegar a competir perfectamente por el amor de Tom Cruise, aunque a estas alturas no creo que a Nicole Kidman le importe mucho.
  • Su melena era la melena de alguien que imponía. Antes, incluso podía pasar desapercibida, pero sus nuevos y largos rizos en forma de espiral, le daban un movimiento y una vida única.
  • Tenía más volumen, más movimiento, aunque habíamos cortado algunos centímetros.

 

Abandonó el salón ese día, tan contenta como si le hubiera entregado un premio Oscar.

Además, me llamó a los pocos días, para agradecerme, porque peinarse le llevaba muy poco tiempo.

Simplemente, después de lavarse el pelo, lo dividía en secciones pequeñas.

Después, envolvía los rizos alrededor de sus dedos y colocaba la mousse para rizos, girando cada uno de los mechones para darles la forma correcta.

 

Paula había seguido mis consejos, pero no todas las clientas lo hacen. Y entonces, deben enfrentarse a las consecuencias de sus malas decisiones.

¿Quieres saber la terrible experiencia de Mónica?

 

Te advierto que los hechos detallados a continuación, pueden herir la susceptibilidad de algunas personas.

 

Crónica de un desastre anunciado: permanente en espiral en pelo corto

Cuando Mónica ingresó en el salón, algo dentro de mí, se alarmó.

No por su aspecto. Era una mujer de unos setenta años, moderna y de la que se notaba que cuidaba cada uno de los detalles de su aspecto.

Su pelo era corto, bastante corto, yo diría que no le llegaba a los hombros por seis centímetros.

 

Cuando se sentó en la silla, lo primero que me dijo fue: “¡Quiero esto!”, mientras me mostraba una foto de ella misma, calculo que de la década del ochenta.

En ella, se veía una adolescente, con una melena llena de rulos.

Lo confieso, para mis adentros pensé: “Lo siento, soy peluquera, no hago magia como Harry Potter.”

 

 Traté de explicarle que en su largo de cabello era imposible hacer una permanente en espiral, porque prácticamente, los rulos no tendrían caída. 

 

  • En este tipo de permanente los rizos caen en espiral en forma vertical. Si yo le hacía la permanente que ella me pedía, sus rizos se elevarían por falta de peso.
  • No luciría bien. Y expondríamos a su pelo a un procedimiento químico, con el que no obtendría lo que ella buscaba.

Le pregunté, ¿qué deseas? ¿Quieres más volumen? ¿Más movimiento en las puntas?

 

Ella insistía en que quería lo de la foto. Imposible.

Le propuse hacerle una permanente parcial, ya sea en las raíces, para lograr volumen o en las puntas, para lograr movimiento.

Pero nada convencía a esa mujer. Se levantó, totalmente ofuscada, y diciendo no sé qué cosas de las permanentes modernas, y que los tiempos habían cambiado, y la evolución, y mil cosas más, que no llegué a entender.

Hasta que finalmente abandonó el salón y nos sumergimos en el silencio.

 

Quince días después, me visitó en el salón.

No era la misma Mónica, altiva, de buena y cuidada presencia.

Se acercó, y en una voz casi inaudible, me pidió disculpas. Entonces, miré su cabello.

 

 Todo lo que podía observar eran unos rulos tipo tirabuzones, que se pegaban a su cuero cabelludo. Sin movimiento. SIN VIDA. 

Pero además, esos rizos no se veían saludables, había mucho frizz.

Me di cuenta que al estirar el cabello para enrollarlo a los bigudíes, lo habían quebrado. Eso era sinónimo de frizz.

 

No supe muy bien que decirle, y entonces, ella miró a la clienta a la que estaba atendiendo, y le dijo: “Sigue sus consejos. No te arrepentirás.”

Y sencillamente, se fue.

 

Nunca más la volví a ver.

Pero, la experiencia me sirvió para confirmar lo que te dije al principio.

 

Conclusiones

  • La permanente en espiral no es para todos los cabellos cortos. Por lo menos, tu pelo debe pasar algunos centímetros los hombros.
  • Porque de esa manera, te asegurarás que la longitud mínima necesaria de pelo se enrolle en el bigudí para formar el rizo, que debe caer en forma de cascada.

Después de esto, creo que estás en plenas condiciones de ejercer el libre albedrío.

 

Si tienes el pelo largo, adelante con la permanente en espiral.

Ahora, si tu cabello es corto, ¿harás tu permanente en espiral o esperarás que crezca para lucir los rizos que deseas?

Deja Tu Comentario