¿Que pasa si alisas tu pelo todos los días? ¿Se puede quemar el cabello?

  • Si alisas tu pelo todos los días, tarde o temprano terminarás dañando tu fibra capilar en forma irreversible, si es que no lo has hecho aun.
  • Si aún estás a tiempo, y tu cabello no esta completamente dañado, te recomiendo que reduzcas al máximo la frecuencia de alisado.
  • Y cada vez que alises tu cabello, asegúrate de hacerlo con una plancha de placas de cerámica y aplica en tu cabello un protector térmico. Si haces estas dos cosas tu cabello sufrirá mucho menos cada vez que lo alisas.

 

para dejarlo liso

Creo que la planchita es uno de los mejores inventos capilares hasta el momento. Pero en nombre de los cabellos lacios, la mayoría de las veces, cometemos abusos. Y cuando se abusa de algo o se hace un mal uso de una herramienta, las consecuencias pueden ser nefastas.

 

 Si alisas tu pelo todos los días es muy posible que tarde o temprano termines arruinando o hasta quemando tu cabello. 

Si tienes la suerte de tener el pelo grueso eso llevará un poco más de tiempo, pero si tu cabello es fino, notarás síntomas de que tu cabello está quemado al poco tiempo.

  • ¿Tienes las puntas abiertas?
  • ¿Te cuesta cepillar tu cabello?
  • ¿Pierdes mucho cabello en la ducha o cuando te despiertas tu almohada está llena de pelos?

 

Si has respondido en forma afirmativa a cualquiera de las preguntas de arriba, tu cabello está dañado, y posiblemente, esté dañado por alisarlo todos los días.

Entonces, si usas la planchita todos los días, lo primero que te recomiendo es que dejes de hacerlo.

Porque aunque uses la mejor plancha del mundo y apliques en tu cabello, los mejores protectores térmicos, si planchas tu cabello todos los días, terminarás quemando tu cabello.

¿Como luce un cabello quemado?

 

 Un cabello quemado por lo general tiene puntas abiertas, el pelo se enredará con mucha con facilidad y el frizz será inmanejable. 

Entonces, si estás dispuesta a lucir un cabello lacio, pero no a cualquier precio, quédate conmigo, porque te contaré:

  • Por qué no es una buena idea alisar tu cabello todos los días
  • 3 pasos claves para recuperar un cabello dañado por abusar del alisado
  • Qué precauciones tomar para alisar tu cabello a partir de ahora

 

Este es el momento en el que tienes que tomar una decisión: dejar de planchar tu cabello todos los días o condenar tu cabello a un daño permanente. Tú decides.

 

Por qué no es una buena idea alisar tu cabello todos los días

con plancha

Aclaremos algo.

Todo calor excesivo, es malo para el cabello.

Por eso, debes proteger con un sombrero tu cabello del sol cuando disfrutas de la playa, o debes utilizar el secador a la temperatura media.

 

 Con la planchita pasa lo mismo. El cabello no está preparado para tolerar temperaturas excesivas todos los días. 

 

La fibra capilar no puede retener ni volver a producir la humedad que perdió cada vez que pasas la planchita por cada uno de tus mechones, tres o cuatro veces. Al perder la humedad, el cabello se debilita. Al debilitarse, se quiebra. Y finalmente, se quema.

Cuando el cabello se quema, no hay vuelta atrás. Deberás cortar toda la parte dañada.

 

Estoy segura que corriste al baño a observar tu cabello. O mínimamente, mientras lees esto, estarás tocando tus mechones para ver cómo se sienten al tacto.

Ah, esa es la culpa, esa culpa que sientes porque venías planchando tu cabello todos los días. Pero déjame decirte algo. A lo largo de los años, tanto los de experiencia como peluquera como de edad cronológica, que por supuesto nunca la diré, he aprendido una cosa.

Y es que la culpa no conduce a nada. Pero lo que sí puedes hacer, es optar por asumir responsabilidad. Es decir, puedes hacerte responsable de la salud de tu cabello. ¿Cómo?

 

  • El primer paso, es dejar de usar la planchita todos los días.
  • El segundo paso, es averiguar qué daño real tiene tu cabello en este momento.

 

Por lo general, empiezas a darte cuenta que tu cabello está dañado cuando cuesta mucho desenredarlo, tus puntas lucen abiertas o lucen de un color más claro en los extremos.

Si observas esto en tu cabello, es necesario un plan de acción. ¿Quieres saber en qué consiste ese plan de acción? Ya te lo cuento.

3 pasos claves para recuperar un cabello dañado por abusar del alisado

En este momento, doy por descontado que ya no estás usando la planchita todos los días. Así que prosigamos a partir de ahí.

Lo primero que te diré no te gustará mucho, pero nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio, como diría Joan Manuel Serrat.

 

1- Busca un buen peluquero para recortar las partes dañadas

pocos cms

Sí, así, lisa y llanamente. Porque un peluquero cortará toda la porción de cabello dañado.  Mejor cortar cinco centímetros en este momento, y no veinte dentro de tres meses. 

Y además, durante el plan de recuperación, deberás recortar tus puntas cada dos o tres meses.

 

2- Realiza baños de nutrición intensiva

peluqueria

Y como mínimo, una vez por semana. Imagina lo sediento que se encuentra tu cabello, después de pasarle una y otra vez la planchita, cada día de tu vida.

Debes devolver la humedad que perdió. Acaso, ¿le negarías un vaso de agua a un peregrino que viene caminando bajo el sol kilómetros y kilómetros?

Entonces, no le niegues a tu cabello la hidratación que tanto necesita.

 

3- No laves tu cabello todos los días

Básicamente, porque no es necesario. Y además, le darás tiempo al cuero cabelludo de producir los aceites naturales, que lo protegerán del impacto ambiental.

 Puedes lavarlo tres veces por semana, usando productos de buena calidad.  También puedes incorporar en tu rutina de cuidado capilar, el shampoo seco, para evitar que tus raíces se engrasen y que tu cabello parezca sucio.

 

Ahora ya estás en pleno proceso de recuperación de la salud de tu cabello, pero sé que sigues mirando de reojo a tu planchita.

Tranquila, no te pediré que la mandes al destierro, después de todo, no tiene la culpa el arma sino quien la dispara.

Y como sé que ya te hiciste responsable de lo que ocurra con tu cabello, te diré cómo utilizar la planchita correctamente para que no dañe tu cabello. Eso sí, nada de usarla todos los días.

 

Qué precauciones tomar para alisar tu cabello a partir de ahora

que usar en el pelo antes de plancharlo

Ya que te preocupa la salud de tu cabello, deberás tratar de alisarlo con una herramienta de buena calidad. Si está dentro de tu presupuesto, las planchitas de cerámica son las ideales.

 

Las planchitas están diseñadas con diferentes materiales.

  • Por ejemplo, las planchas de titanio, se calientan rápido, y aplican la temperatura de manera uniforme. Solo necesitarás este tipo de planchita, si tu pelo es muy rizado.
  • Las planchitas de cerámica, combinan buen precio y efectividad, ofreciendo calor uniforme para la mayoría de las texturas de cabello.
  • Y por último, las planchitas de turmalina, son excelentes para el cabello dañado. También se las llama en iónicas, porque producen más iones negativos que positivos, por lo que reducen el encrespamiento.

 

 Más allá de esto, aunque sea la mejor planchita del mundo, recuerda, no la podrás usar todos los días. 

Además, trata de utilizar una planchita de placas anchas, ya que alisarás más rápido el cabello, por lo tanto, lo expondrás menos al calor.

 

no quemar el pelo

  • Siempre es importante que regules la temperatura de la plancha a 160 grados si tu cabello es muy fino, está dañado o teñido.
  • Úsala a 180 si es más grueso y sano.
  • Y de 180 a 230 grados si es más grueso, rebelde y sano.

 

 También es importante que utilices un protector térmico,  que mantendrá a salvo tu cabello de los efectos nocivos del calor.

Y por supuesto, nunca olvides, que tu cabello deberá estar siempre bien seco y desenredado, antes de pasar la planchita.

 

Conclusiones

Alisar tu cabello con una planchita todos los días es condenar a tu cabello a terminar quemado y dañado.

Lo ideal es utilizar la planchita cada dos o tres días, y siempre tomando los recaudos necesarios, como utilizar la herramienta a la temperatura adecuada de acuerdo a tu tipo de cabello y aplicar previamente un protector térmico.

 

No es el uso, sino el abuso, lo que puede llevar a quemar y dañar irreversiblemente tu cabello con la planchita.

Y ahora cuéntame, ¿estás preparada para comprometerte con el buen uso de la planchita?

Deja Tu Comentario