¿Se pondrá más rizada mi permanente después de lavarla?

  • Tu permanente no se pondrá más rizada después de lavarla. Lo que sí ocurrirá es que tus rizos tomarán una forma más natural.
  • Si no quieres arruinar la forma de tus rizos, debes respetar dos reglas. No lavar tu cabello las primeras 48 horas y no teñirte al menos por una semana.
  • Si quieres mantener tu permanente más rizada, deberás utilizar productos específicos. Y aquí te contaré cuáles son.

 

pelo largo

NO TE PIERDAS: Como dormir para no arruinar tu permanente

 

Han pasado muchos años desde que hice mi primera permanente en el salón. Y a pesar de los años, y de las personas que han pasado por mi peluquería, siempre observo un denominador en común en todas mis clientas que me piden un servicio de permanente.

¿Quieres saber cuál es?

 

 Que todas, sin excepción, permanecen con las cabezas rígidas, casi sin moverlas, por temor a que el rizo pierda su forma. 

Realmente es algo muy gracioso. Caminan tiesas como escobas y en lugar de mujeres, parecen robots.

 

No importa cuántas veces les diga que por más que muevan sus cabezas, sus permanentes no serán menos rizadas. Ellas salen de la peluquería como pequeñas autómatas. Eso sí, con unos rizos divertidos y rebeldes, que se mueven aunque ellas no quieran.

 

 Lo único que podría hacer que los rizos tu permanente pierdan su forma, es que no respetes algunas reglas básicas, los primeros días después de hacértela. 

Así que si te preocupa la definición de los rizos de tu permanente, o estás dispuesta a que tu cabello sea rizado por mucho más tiempo, quédate conmigo, porque te contaré:

  • Todo lo que debes hacer para que tu permanente no pierda su definición
  • Cómo lograr una permanente más rizada

 

 

Todo lo que debes hacer para que tu permanente no pierda definición

y no queden muy lejos

Luego de realizarte una permanente, al salir del salón, notarás que tus rizos están perfectamente definidos, y hasta más rígidos, como si fueran los bucles de una muñeca.

Es lógico, después de todo, han utilizado un líquido especial para modificar la estructura del cabello, y además lo han envuelto en herramientas especiales para darle forma, que se conocen con el nombre de bigudí o búmeran.

 

Así que allí estás tú, con tus rizos perfectamente definidos, pero con un terror terrible a que se desarmen como por arte de magia.

Tranquila, eso no pasará, a menos que no respetes algunas cuestiones básicas.  ¿Cuáles son?

 

  • No lavar el cabello durante al menos 48 horas.

Porque el agua puede modificar el efecto del líquido utilizados para darle forma de rizo al cabello.  ¿Y qué pasaría entonces? Tus rizos perderían la forma, que con tanto esmero, logró tu estilista en el salón.

Y todo ese trabajo de casi tres o cuatro horas, se iría por el desagüe. Y con él, tus lágrimas.

 

  • No toques tu cabello constantemente.

Solo conozco una mujer que sería capaz de no tocar su cabello, y es Venus de Milo. ¿La recuerdas, ¿verdad?

 

La estatua que representa a Afrodita, la diosa griega del amor, que no tiene brazos.

Sé que es un hábito que las mujeres tenemos incorporado, casi tanto como mirar todo el tiempo el Instagram. Pero durante los primeros días después de hacerte la permanente, es fundamental que no toques tus rizos.

 Recuerda que la grasitud, la transpiración de las manos e incluso la suciedad, pueden intervenir  y hacer que tu permanente sea vuelva menos rizada. 

 

  • No ates tu cabello.

No importa si te toma por sorpresa un viento tan huracanado, que parece que hasta tus rizos serán arrancados. Cualquier broche o hebilla, pueden dejar una marca en el rizo que acabas de conseguir.

 

Cómo la forma de  tu cabello todavía se está fijando, es importante que lo dejes suelto algunos días después de hacerte la permanente.

 Evita hacerte una cola de caballo, trenzarlo u otro peinado que requiera muchos accesorios, ya que tu cabello está frágil y necesita recuperarse. 

 

Todo esto es lo que tienes que evitar hacer antes del primer lavado, ese momento que parece el más aterrador de tu vida.

Pero, todo llega, y no puedes ir con el cabello rizado sucio por la vida, por miedo a que tus rizos pierdan su forma.

 

Debes estar preparada. Porque tu cabello ya no es el mismo. Requiere de otros cuidados, que si no los tienes en cuenta, tu permanente será menos rizada.

Así que toma nota, y prepárate para disfrutar de unos rizos divertidos y definidos, que serán la envidia de cualquier mujer afro.

 

Cómo lograr una permanente más rizada

Como te dije antes, de la misma manera que tu cabello cambió, deberás modificar tu rutina de cuidados capilares.

Y para esto deberás comenzar a usar productos especiales para tus rizos, que te permitirán dominar el frizz, disminuir la porosidad del rizo y evitar la sequedad en el cabello.

 

  • Evita utilizar shampoos y acondicionadores con ingredientes como las siliconas, los parabenos y los sulfatos.

para hidaratar el cabello

Los sulfatos pueden generar sequedad, picor, caspa, el cabello se vuelve poco manejable e incluso tu piel se puede volver muy grasa, al tratar de compensar la pérdida de sus aceites naturales.

Nunca debes utilizar sulfatos si has sufrido alergias o eczema, y por otro lado los parabenos que en grandes cantidades pueden ser tóxicos.

 

  • Sigue manteniendo tus manos alejadas de tu permanente.

Si es necesario, coloca una foto de la Venus de Milo como pantalla de fondo de tu celular para recordarte que no debes tocarte el pelo.

Porque tu cabello estará frágil luego de pasar por un proceso químico como es la permanente, y si lo tocas permanentemente, solo ayudarás a que la fibra capilar se rompa con mayor facilidad.

 

  • Peina tus rizos con cuidado para lograr una permanente más rizada.

no maltrata el pelo

Y para esto, podrás utilizar tus dedos o un peine de dientes anchos, que te permitirá eliminar enredos, evitando el daño.

 

  • Evita lavarte con mucha frecuencia el cabello.

En lo posible, trata de lavar tu pelo cada tres o cuatro días, para evitar sacarle a tu cabello los aceites naturales y prolongar la definición de tus rizos. Y utiliza siempre agua tibia.

Si no toleras lavar tu cabello pocas veces por semana, puedes alternar el uso de un shampoo en seco, que mantendrá tus raíces limpias y protegerá tus rizos.

 

Y por último, evita las fundas de almohada de algodón, en lo posible, reemplázalas por alguna funda de seda, para evitar que por la mañana tu cabello aparezca con el infernal frizz.

 

Conclusiones

El lavado no hará que tu permanente se vuelva más rizada.

Lo único que mantendrá tus rizos con mayor definición, serán los cuidados durante los primeros días después de hacerte la permanente y un cambio rotundo en tus hábitos de cuidados capilares.

 

Tu cabello cambió, y tú también debes hacerlo. Utiliza productos específicos para cabellos rizados y realiza tratamientos de hidratación intensiva, que mejorarán el rizo, proporcionando  nutrición y protección adicionales contra los elementos.

Y recuerda, no uses  productos que contengan parabenos, sulfatos o alcohol, ya que pueden arruinar tu permanente, y hacer que tus rulos desaparezcan más rápido.

¿Cómo mantienes tu permanente rizada por más tiempo?

Deja Tu Comentario