Me Decoloré el Cabello y No Me Gusto ¿que puedo hacer?

Jovencita de cabello decolorado con gesto de disgusto hace gesto de duda con la mano

  • Si la decoloración no te gustó porque te ves muy cambiada, puedes aplicar un tinte en tu cabello y volver a tu color original.
  • En cambio, si no te gustó porque el error está en la elección del color del tinte, en este artículo te daré tips para corregirlo.
  • Si la decoloración está mal hecha o el cabello te quedó reseco te contaré qué puedes hacer para solucionarlo.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Arregla Hoy Mismo tu Cabello Mal Decolorado con Ayuda de una Peluquera

 

¿Has decolorado tu cabello y no te gustó el resultado?

 

¡Cambios y arrepentimientos! ¡Soy experta en este tema!

No solo por experiencia propia, sino porque es muy común que las clientas lleguen a mi salón  arrepentidas luego de una decoloración. 

Pero vamos, no es el fin del mundo. Veamos  qué pudo haber salido mal para que la decoloración no te guste: 

 

  • El tinte que has colocado después de la decoloración no era el correcto.
  • La decoloración está mal hecha.
  • Tu cabello quedó demasiado seco después de la decoloración.

Quiero que sepas que  cuando decoloras tu cabello casi siempre hay una solución, así que, ¡buenas noticias!

 

Si lo que no te gusta es cómo te queda el cabello decolorado y no te animas a un color que no sea el tuyo, entonces la solución es  colocar un tinte del color de tu cabello  ¡y listo!

Eso sí,  lo mejor es que esperes al menos 15 días para hacerlo, ya que al decolorarlo, el cabello queda sensible, débil y debes darle tiempo a que se recupere para poder teñirlo.

De lo contrario, puedes terminar dañándolo.

 

En este artículo te contaré qué puedes hacer  si decoloraste tu cabello y no te gustó. 

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: ¿Decoloraste tu cabello y quedó demasiado claro?

 

El tinte que colocaste después de la decoloración no era el correcto para ti

En la peluquería, diagnostica el cabello decolorado de su clienta para saber qué rubio aplicar según su tono de piel

Lo que ocurre comúnmente es que al ver el color en tu amiga o en otra persona, has pensado ¡ese es el color que quiero!

Luego vas al salón, lo pides, y ves que a ti no te favorece para nada.

 

Calma. No todo está perdido, solo estás eligiendo colores que no resaltan tus rasgos. Por eso, un buen tip es elegir el color del tinte según tu tono de piel:

  •  Si tu piel es rosada,  te favorecerán los tonos platinos, cenizas o arena.
  •  Si tu piel es clara de base fría,  los tonos cobres y dorados te irán genial.
  •  Si eres de piel morena,  un tono caramelo o avellana te dará mucha luz.
  •  Si tu piel es oscura,  elige tonos cálidos como marrones.

También debes tener en cuenta el color de ojos, tu estilo, tu corte, e infinidad de cosas.

Pero lo importante es que encuentres  el color de tinte que mejor te va  a ti. ¡Ese es el color que te hará resaltar!

 

 Solución: aplica el tinte que va contigo según estos consejos. Pero, para esto, lo mejor es que vayas a un salón de belleza. ¿Por qué?

 

Porque tal vez necesites decolorar un poco más o  tal vez simplemente debas matizar tu cabello  para eliminar los tonos naranjas o amarillos.

Un peluquero podrá ayudarte mejor que nadie.

 

La decoloración está mal hecha y por eso no te gustó

Una chica con gesto de amargura porque no le quedó bien la decoloración

Muchas veces en la decoloración pueden quedar manchas anaranjadas o amarillas, o más claro en las raíces que en las puntas, sobre todo si te lo haces tú misma.

Dos soluciónes:

  •  Si te quedaron más oscuras las puntas,  continúa decolorándolas hasta que el tono quede parejo.
  •  Si te quedaron manchas,  coloca un tinte del color de tu base para taparlas.

Para esto necesitarás ayuda, así que si no quieres ir a un salón, mejor pídele a alguien que te lo haga, ya que es necesario ser muy detallista.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Cómo arreglar el pelo decolorado desparejo: una peluquera te lo cuenta

 

Tu cabello quedó demasiado seco después de la decoloración

Una chica con el cabello decolorado largo muy seco y enredado

La decoloración es un proceso que puede dañar mucho tu cabello si no tienes los cuidados necesarios.

Incluso,  tu pelo puede verse reseco, imposible de peinar. 

La solución no será inmediata, por eso te propongo este plan:

  • Evita por un tiempo cualquier proceso químico: decoloración, keratinas o tintes.
  • Hazte mascarillas al menos una vez por semana.
  • Opta por ir a un salón y hazte algún tratamiento restructurador.
  • Deja a un lado secadores y planchas.

 

Te cuento una historia 100% real de cuando me decoloré el cabello a los 15 años

Mi madre me había dicho «Cuando cumplas 15 años, podrás teñirte».

Cuando llegó ese día, no esperé ni un minuto y el mismo día de mi cumpleaños decoloré mi cabello yo sola en casa.

Sin dudas, no fue la mejor decisión. ¡Cuando me vi en el espejo quise salir corriendo!

 

Me habían quedado unos tonos naranjas que me apagaban por completo y no iban para nada conmigo. Claro que cuando mi madre me vio, puso el grito en el cielo, ¡imagínate!

 

Enseguida me llevó a un salón a que me arreglaran esa decoloración mal hecha, no podía estar justamente ese día con mi pelo así, ¡imagínate lo que hubieran sido las fotos!

Después de tamaño desastre, me resigné a que la decoloración no era para mí.

 

Años más tarde, cuando comencé a estudiar peluquería, entendí que el error había sido la técnica que elegí y por supuesto el color, que no iba para nada conmigo.

Hoy hace ya casi 10 años que me decoloro el cabello, pero nunca más elegí según lo que a los demás les queda bien: elijo mi color de tinte según mi tono de piel.

 

Conclusión

Si te has decolorado el cabello y no te gustó, no todo está perdido. Antes de tomar cualquier decisión apresurada, debes ver dónde estuvo el error y así encontrarás la solución.

 

Lo importante es que pruebes y encuentres el estilo que va contigo y que hará que resaltes donde sea que vayas.

Deja Tu Comentario